Cuando el espectador es el protagonista: todas las experiencias inmersivas de Sónar+D

8/05/2017

La creación artística vive una revolución, y consiste en sumergir al espectador en mundos virtuales de luz, imagen y sonido. Este tipo de creación está cambiando la manera de producir –y vivir– experiencias audiovisuales.

Todas las áreas de Sónar+D 2017 serán invadidas por los entornos inmersivos, empezando por una serie de conferencias y mesas redondas dedicadas a los últimos desarrollos de la realidad virtual. El miércoles 14 se dedicarán casi 3 horas al sonido y la imagen VR en 'Total Immersion', y, el jueves 15, 'Una mirada a un mundo virtual' tratará de cómo este nuevo medio está creando su propia gramática. Estos avances se podrán experimentar en las más de 20 piezas protagonistas de Realities+D, experiencias que tocan otros temas clave de este 2017, como la inteligencia artificial ('Alteration'), la robótica ('Hello Robot') o el cosmos (si vas a ver 'Entropy', te puede interesar 'Listening to the Universe' y 'Melody of Dust').

Nace un nuevo escenario, Sonar360º by Movistar+, para albergar obras audiovisuales fulldome, un tipo de experiencia que envuelve al público en 360 grados de imagen y sonido. En este espacio, comisariado por SAT, se impartirán talleres enfocados en este tipo de creación esférica, y se ofrecerá una selección de piezas realizadas por artistas como Joanie Lemercier o NONOTAK, entre otros.

Tecnologías añejas, como el sonido binaural, viven una segunda juventud gracias a la realidad virtual y la cultura inmersiva, y evolucionan hacia el sonido 3D, una serie de técnicas de posicionamiento y reproducción que permiten experimentar el sonido desde todos los ángulos. MarketLab será el área donde vivir por unos momentos en un entorno sonoro totalmente inmersivo, en los espacios de Eurecat e INTORNO Labs, dos empresas ubicadas en Barcelona que están encabezando el desarrollo sonoro 3D.

Finalmente, SonarPLANTA promete ser la experiencia inmersiva definitiva. El artista japonés Daito Manabe será el responsable de 'phosphere', una instalación de gran formato imposible de capturar en imagen: habrá que entrar, vivir y experimentar para poder contarlo después, si encontramos las palabras.